You are here

algunos de los bolsos michael kors online atención

Varias lo lograron, pero casi de inmediato fueron detenidas y encerradas en un cuarto. En protesta, según relató una menor a su padre desde una camilla de hospital, algunas adolescentes incendiaron algunos de los bolsos michael kors online atención. Sin embargo, el fuego se propagó y terminó en una tragedia que hasta ahora ha dejado 34 menores muertas y una veintena heridas con quemaduras.
Poco a poco emergen más detalles sobre cómo las malas condiciones que enfrentaban comprar bolso michael kors Seguro Virgen de la Asunción, en las afueras de la capital guatemalteca, estarían detrás del incendio que arrasó con parte del centro hasta el que llegaban adolescentes víctimas de abuso o que cumplieron condenas.
El escape y detención de las chicas ocurrió entre la tarde y noche del martes. La mañana del miércoles, el cuarto donde estaban se incendió.
Geovany Castillo, un agricultor de 33 años, contó a The Associated Press que su hija de 15 años tiene quemaduras en la cara, los brazos y las manos y que sobrevivió casi de milagro. "Dice mi hija que el lugar estaba cerrado con llave (y) que entre varias niñas derribaron la puerta... Que se bolsos mk originales sábana mojada sobre ella".
Desde el hospital donde aguarda que su hija se recupere, Castillo refiere que ella le contó que en el albergue las maltrataban y a veces sólo les daban de comer una vez al día. "Me dijo que sus compañeras le contaron que ahí las violaban y en protesta se escaparon y luego en protesta, para llamar la atención, les prendieron fuego a las colchonetas", refirió el hombre que llegó desde el departamento de Huehuetenango trabajar en hollister al oeste de la capital.
Agregó que su hija dijo que "ella estaba en el módulo donde estaban las niñas encerradas que se habían fugado". Aseguró que ella iba a salir del lugar en ocho días.
Otra sobreviviente de 15 años había dicho el miércoles a la AP que algunos varones que residían en el albergue habían entrado al dormitorio de niñas antes del fuego. Ella, dijo, logró salir y se refugió en un techo por miedo a ser atacada. Horas después, vio el fuego a la distancia.
"Vi el humo en el lugar. Olía a carne", dijo.